Y EL DÍA DE LA PURÍSIMA…”CHOCOLATE Y CHUSCO”.

8 Dic

Luís “el Sacristán”

Pincha sobre las imágenes para ampliarlas.

El chocolate y chusco.

Imagen de la Purísima Concepción.

Una perspectiva de las bóvedas de la Parroquia Mayor de Santa María Magdalena.

Antonio, en plena faena de reparto del “chocolate y chusco”.

Luís el Sacristán, junto a los colaboradores de los años sesenta, en pleno reparto de la obra que el mísmo creó.

En los años cincuenta, una foto de este día tan señalado, pues a algunos, se les aprecia colgada en su pecho, la medallita de la Purísima, que entonces se regalaba.

Luís “El Sacristán”, nunca hubiera imaginado, que más de 70 años después de que, por iniciativa propia emprendiera el reparto del “Chocolate y Chusco” con motivo de la celebración del “Día de la Purísima Concepción”, aún perdure su obra y, no sólo en los que siendo niños ya empezaron con esta tradición, sino que, de padres a hijos, hemos conseguido entre todos, que no se borre este acto que inició a modo de dar algo de comida a aquéllos más necesitados, que acudían a la primera misa de la madrugada cada día 8 de Diciembre de los años de posguerra.

Hoy, hemos vuelto a llenar la Iglesia a primera hora, aunque no tanto como cuando el estaba entre nosotros, pues en las antiguas fotos que acompañan a este artículo, quedan más que justificadas mis palabras.

Un año más, volvemos a comer esa “jícara” de chocolate con su correspondiente “chusco”, pues no solo sabe a chocolate, sino que tiene un permanente sabor a homenaje.

La misa, ha sido oficiada por el Párroco Don Manuel Jiménez , acompañado por las voces del Coro Clásico de Cehegín que dirige D. Francisco Peñalver.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: