Archivo | HISTORIA RSS feed for this section

239 AÑOS DE REPRESENTACIÓN DE FE, COFRADÍAS Y SEMANA SANTA – UN IMPRESIONANTE TESTIMONIO QUE SIGUE PRESENTE EN NUESTRAS CALLES DE ANGOSTOS CALVARIOS – ARTÍCULO Y GALERÍA FOB.

20 Feb

DSCN9768-DSCN9769-

No deja de ser sorprendente y emblemático, poder seguir contemplando – casi dos siglos y medio – de ese tipo de representaciones culturales y religiosas, que dejaron como impronta nuestros antepasados que, tan necesitados en difíciles tiempos, solicitaban a su modo y fe, toda ayuda y bien para ellos y para todo aquél que pasase delante de estas muestras con profundas raíces en el alma de cada ser.

Esta Imagen de la Virgen de los Dolores – de la cual perdura en la actualidad su cofradía – data del año 1.779, de fábrica en azulejo, al parecer, de manos de fe más que de profesionales, aunque indudablemente, lo que representa en si mismo su contenido, va más allá de una simple reproducción.

A mi ver, se muestran tres elementos principales que, sin lugar a dudas, nos señalan orientación y representación:

La orientación es opuesta al lugar donde se encuentra este bonito mural, ya que en realidad, está orientado o mirando hacia el este, cuando la ermita de la Soledad, con su titular la virgen de los Dolores, se encuentra en poniente, por lo tanto, si mirásemos hacia el pueblo desde el camino de Caravaca, es entonces, cuando veríamos esta representación viajando en el tiempo y en su historia concreta.

A cada lado de la Imagen, podemos apreciar distintos elementos, como en su lado derecho apreciamos un castillo fortaleza y la torre de una iglesia justo detrás, mientras que en su costado izquierdo, observamos una representación de un monte gólgota con tres cruces, o lo que es igual, un monte calvario, pues bien, no es otra cosa que nuestro propio castillo ya desaparecido y la propia paroquia de Santa María Magdalena, mientras que el gólgota o calvario, representa al Paseo de la concepción, ya que el antiguo Vía Crucis, se dirigia hasta esa ermita cinco veces centenaria, a través de las empinadas cuestas, y que después de hacer oración en cada una de las estaciones dispuestas en su largo recorrido desde el Convento de san Esteban, finalizaría como digo, en ese monte calvario o gólgota ceheginero.

Toda una representación de historia, cultura y religión, sin olvidarnos, de que en Cehegín, se encuentran numerosas hornacinas y diferentes representaciones en muchas de nuestras calles.

Francisco Ortega Bustamante.

 

Anuncios

MARTES Y 13 ¿A QUE SE DEBE SU MALA FAMA? – HISTORIA.

13 Feb
13

Así, desde tiempos medievales, en España y Grecia, y también en Latino-américa, se considera que la coincidencia del día del dios de la guerra y la muerte con el número de la muerte traen “mala suerte”. Una superstición popular que también recoge el refranero español: “En trece y martes, ni te cases ni te embarques”.

OTRA VERSIÓN:

La historia y el misterio sobre el origen del Martes 13

En el libro bíblico de las Revelaciones aparece la llegada del anticristo en el capítulo 13, lo cuál coincide con la carta que representa a La Muerte en el Tarot. La cábala judía se refiere a los 13 espíritus del mal, y fue un 13 de octubre de 1307 cuando más de cien caballeros templarios fueron arrestados en Francia por el rey Felipe IV. Para el escritor Marcos Rafael Blanco Belmonte, el origen de la fecha aciaga en su país se vincula con el martes 13 de junio de 1276, cuando la población de Játiva (actual Valencia) fue tomada por los musulmanes. Si bien en algunos lugares del mundo el día al que hay que temer es otro (el viernes 13 para muchos países anglosajones, o el viernes 17 en Italia), está claro que el día de hoy no es un día más en gran parte del planeta. Hoy se podrán escuchar los tradicionales “martes, no te cases ni te embarques”, tal vez con el añadido “ni de tu casa te apartes”, o en poblaciones rurales “martes, ni hijo cases ni cochino mates”, o el más complejo “martes, ni tu casa mudes, ni tu hija cases ni tu ropa tajes”. Y cada cual podrá decidir cuán en serio toma estas advertencias, o calcular cuántas veces en su vida un martes 13 fue especialmente malo o, por el contrario, sorpresivamente bueno.

MEMORIAS DEL CARNAVAL EN CEHEGÍN – A MODO DE HOMENAJE PARA AQUÉLLOS QUE YA MARCHARON – ARTÍCULO Y GALERÍA FOB.

12 Feb

Queda terminantemente prohibida, la reproducción parcial o total de este material fotográfico, ya que ha sido cedido por diferentes personas, con sólo este objetivo y la posible publicación de un monográfico, ya en proceso, sobre la historia en fotos y documentos, del Carnaval en Cehegín desde hace siglos, de otra manera, se procedería por vía legal contra quien haga omisión a esta advertencia previa.

Pincha sobre las imágenes para ampliarlas, excepto aquéllas, que ya se han reducido de tamaño para evitar el plagio de las mismas.

Carnaval de 2010.

De Bandera de España 1995.

Dando la lata – 1994.

Carnaval de 1993.

Fredy Mercurí y Monserrat Caballé – 1992.

Fredy Mercuri y Monserrat Caballé posando con un grupo carnavalesco. – 1992.

Sin palabras…Barrachina, Toneja y ventanas. – 1989.

Antonio en el antiguo Hogar del Pensionista – 1989.

Carnaval de 1990.

Carnaval de 1986.

1984.

1983.

1982.

José María de Moya Guirao, (el Rojo el Muertes) 1982.

1983.

1984.

1983.

Carnaval en los antiguos salones de Cazám, en La Verja – 1980.

El Pollo. el Magras y el Pelúa. 1972.

El Pelúa, el Rojo el Muertes, el Pedro, el Tianes, el Chaba, el Zorro, el Conde y un amigo. – 1968.

1965.

Los mascarones del año 1950.

He decidido hacer una extensa memoria a través de este recopilatorio en fotos, que gracias a sus propietarios y su buena voluntad, me da más posibilidades de poder guardar, conservar y compartir con todos, aquéllos momentos, que como hoy, vivieron desde hace más de medio siglo, nuestros padres y abuelos, eso sí, entonces era…”El Carnaval de Cehegín”.

Al mismo tiempo, y con estas mismas fotos, hago un grato y caluroso homenaje, a todos estos personajes que nos hicieron pasarlo bien, con ese humor recio y espontáneo que les caracterizaba, así como, la capacidad creativa de improvisación, pues el carnaval, eran ellos.

   CARNAVAL – ARTÍCULO Y GALERÍA

9 Feb

carnaval (1)1280px-Carnaval_de_Podence_2008_17carnaval

Carnaval, fiesta popular que precede a la Cuaresma y se celebra en los países de tradición cristiana. La palabra procede de la expresión latina carnem levare, ‘quitar la carne’, aludiendo a la prohibición de comer carne durante los cuarenta días cuaresmales. Por lo general, se celebra durante los tres días, llamados carnestolendas, que preceden al Miércoles de Ceniza, comienzo de la Cuaresma en el calendario cristiano.

El primer día de carnaval difiere de un país a otro. En Baviera y Austria, donde se le conoce como Fasching, comienza el 6 de enero, día de la Epifanía. En Colonia y otras partes de Alemania, la temporada empieza 11 minutos después de las 11 de la noche del 11 de noviembre. En algunos lugares de Francia y España se inicia el domingo de Quincuagésima (el domingo anterior al “Miércoles de Ceniza”, principio de la Cuaresma) y termina el Martes de Carnaval. En Italia y otros países mediterráneos comienza el jueves anterior, conocido como Jueves Gordo o Lardero, aunque en otros sitios el Jueves Lardero es el siguiente al Miércoles de Ceniza.

Bailes de disfraces, máscaras y comparsas, desfiles de vistosas carrozas por las calles, así como banquetes caracterizan normalmente estas fiestas. El carnaval tiene posiblemente su origen en fiestas paganas, como las del buey Apis e Isis en Egipto, las fiestas dionisíacas griegas y las bacanales, lupercales y saturnales romanas o las fiestas celtas del muérdago.

Esta fiesta renació durante la edad media, al tiempo que se afirmaba la dureza cuaresmal (ayuno y abstinencia). Alcanzó después su máximo valor artístico en Venecia, presidida por el dux y el Senado, y en los bailes de máscaras (como el de la Ópera de París a partir de 1715). Ahora tiene su mayor expresión popular y turística en el Carnaval de Río, Nueva Orleáns, Niza y Santa Cruz de Tenerife. Las máscaras (o el antifaz) son quizá el vestigio de las fiestas de Baco y Cibeles.

 

 

     

ENTREVISTA A FRANCISCO ORTEGA BUSTAMANTE

6 Feb
Publicado el 8 – 9 – 2015

CEHEGÍN -PRESENTACIÓN DE UN NUEVO LIBRO DE FRANCISCO ORTEGA BUSTAMANTE “EL LETARGO DE LA HISTORIA” – UNA INTERESANTE PUBLICACIÓN QUE MUESTRA BELLAS FOTOS CON HISTORIA Y ARTÍCULOS MUY IMPORTANTES SOBRE NUESTRO PATRIMONIO CULTURAL Y RELIGIOSO.

EL LETARGO DE LA HISTORIA FRANCISCO ORTEGA BUSTAMANTE

6 Feb

El mayor espectáculo del mundo (Blog, Paseando por la Historia)

25 Ene

La historia del circo se remonta el legado cultural que nos dejaron algunas de las civilizaciones más antiguas. En estas sociedades, aproximadamente 3.000 años atrás, algunas de las actividades que hoy relacionamos como parte del espectáculo circense, como la acrobacia, el equilibrismo o el contorsionismo tenían una utilidad que estaba íntimamente relacionada con la preparación de guerreros, rituales de ámbito religioso y con algunas prácticas festivas de la época.

Fueron los romanos quienes dieron el nombre circo a estas actividades de ocio. Tras la caída de estas civilizaciones -principalmente las occidentales-, las artes escénicas (teatro gestual, danza, gimnasia y circo) perdieron el interés de la sociedad. Posteriormente, ya en la Europa de la Edad Media, este tipo de espectáculos públicos comenzaron a ganarse nuevamente un espacio.

Fue ya en la época del Renacimiento, cuando los artistas con experiencia en los espectáculos circenses volvieron a tomar pueblos y calles de muchos países del continente europeo, ampliando con ello el status social de dicha cultura.

El circo moderno fue en realidad creado en Inglaterra por Philip Astley (1742-1814), un antiguo Sargento Mayor de caballería convertido en director de circo. Hijo de un ebanista, Astley había servido en la Guerra de los Siete Años (1756-63) como parte del 15 regimiento de los Light Dragons del Coronel Elliott’s, dónde demostró un notable talento como domador y entrenador de caballos.

Tras su graduación, Astley eligió imitar a los jinetes de espectáculos que actuaban con cada vez más éxito por toda Europa. Jacob Bates, un jinete inglés establecido en los Estados Germanos, realizó actuaciones tan lejos como en Rusia (1764-65) y América (1772-73), y fue el primero de ese tipo de artistas en dejar huella. Los imitadores de Bates habían llegado a ser habituales de los jardines y parques de Londres e inspiraron a Philip Astley.

En 1769, Astley se asentó en Londres y fundó una escuela de equitación cerca del puente de Westminster, en la que daba clases por la mañana y realizaba sus “proezas de equitación” por la tarde.

En esa época en Londres, el teatro comercial moderno (un término que englobaba todo tipo de artes escénicas) estaba en proceso de desarrollo. El edificio de Astley contaba con una pista circular, que él llamó el círculo, o el circo, y que más tarde sería conocido como el anillo. La pista de circo, sin embargo, no fue invención de Astley; fue ideada anteriormente por otros jinetes de espectáculos.

Además de permitir al público mantener la vista en los jinetes durante sus actuaciones (algo que era casi imposible si éstos se veían obligados a cabalgar en línea recta), correr en una pista circular también hizo posible, por la generación de fuerza centrífuga, que los jinetes mantuviesen el equilibrio de pie en la parte posterior de los caballos al galope.

El anillo original de Astley era de unos sesenta y dos pies de diámetro. Su tamaño finalmente se estableció en un diámetro de cuarenta y dos pies, el cual desde entonces se convirtió en el estándar internacional para todas las pistas de circo.

Por 1770, el considerable éxito de Astley como artista había eclipsado su reputación como maestro. Después de dos temporadas en Londres, tenía que incorporar algunas novedades a sus actuaciones. En consecuencia, contrató a acróbatas, bailarines de cuerda y malabaristas, intercalando sus actuaciones entre sus exhibiciones ecuestres.

Otra novedad añadida al espectáculo fue un personaje tomado del teatro isabelino, el payaso, el cual rellenaba las pausas entre las actuaciones con parodias de malabares, volteretas, baile de cuerda e incluso trucos de equitación. Con ello, el circo moderno (una combinación de exhibiciones ecuestres y demostraciones de fuerza y agilidad) había nacido.

Originariamente, las actuaciones de circo se realizaban en edificios de circo. Aunque en un principio con frecuencia eran estructuras temporales de madera, todas las ciudades importantes de Europa pronto tendrían al menos un circo permanente, cuya arquitectura podía competir con los teatros más extravagantes.

Aunque los edificios serían la configuración elegida para los espectáculos de circo en Europa hasta bien entrado el siglo XX, el circo iba a adoptar un formato diferente en los Estados Unidos.

A principios de siglo XIX, los Estados Unidos eran un nuevo país en desarrollo con pocas ciudades lo suficientemente grandes como para mantener circos fijos por largas temporadas. Por otra parte, los colonos estaban empujando constantemente la frontera americana hacia el oeste, estableciendo nuevas comunidades en un proceso de expansión inexorable. Para llegar al público, los artistas no tenían más remedio que viajar ligero y rápido.

En 1825, Joshuah Purdy Brown (1802?-1834) fue el primer empresario de circo en cambiar la construcción de madera de costumbre por una tienda completamente de lona, un sistema que se hizo habitual a mediados de la década de 1830.

J. Purdy Brown venía de la región de Somers, Nueva York, dónde un ganadero llamado Hachaliah Bailey (1775-1845) había comprado un joven elefante africano, el cual exhibió con gran éxito por todo el país. Pronto la suma de otros animales exóticos dio lugar a la creación de una auténtica colección de fieras ambulante.

La prosperidad de Bailey convenció a otros agricultores de la zona de Somers para entrar en el negocio de la casa de fieras ambulante (en las cuales algunos añadieron actuaciones de circo).

En 1835, un grupo de 135 agricultores emprendedores y propietarios de casas de fieras, la mayoría de ellos procedentes de las inmediaciones de Somers, unieron sus fuerzas en la creación del Instituto Zoológico, un consorcio que controlaba trece zoológicos y tres circos afiliados, monopolizando de ese modo el circo ambulante del país y el negocio zoológico.

Así, surgió el carácter único del circo americano. Era un espectáculo itinerante en tiendas de campaña junto con una colección de animales salvajes dirigido por hombres de negocios, un modelo muy diferente al de los circos europeos, que en su mayor parte permanecieron bajo el control de las familias que actuaban.

Fuentes:
* https://www.juegosmalabares.com/blog/historia-circo
* http://www.quo.es/tecnologia/los-origenes-del-circo