Archivo | Uncategorized RSS feed for this section

EL NOMBRE DE FRANCISCO

4 Oct

maxresdefault

Francisco es un nombre de varón. De la segunda mitad del siglo XIII en adelante se extiende su uso debido al apodo que Pedro Bernardón dio a su hijo Francesco o Francisco en castellano (futuro San Francisco de Asís).1 Se le dio el nombre de “El Francés”, en honor a Francia.

El nombre de Francia proviene de la tribu germana de los francos o franken, el nombre de esta tribu significaba hombres libres.

En España se usa muy frecuentemente el hipocorístico Paco; aparentemente Francisco recibe el seudónimo de Paco, porque a San Francisco de Asís se le conocía como el Pater Comunitatis (el Padre de la comunidad), cuando fundó la orden de los Franciscanos.[cita requerida].

Además de Paco tiene otros muchos hipocorísticos menos comunes como Pancho, Curro, Fran, Chico, Quico, etc. Es posible que ya en el siglo X existiese en el Condado de Aragón el nombre Francio (pronunciado” Francho”), similar al caso de Sancho, cuya forma más primitiva fue “Sancio”.

FRANCISCO,(Carácter según el nombre)

4 Oct

dibfratau

 FECHA ONOMÁSTICA: 4 de Octubre.

ETIMOLOGÍA: Este nombre corresponde al apodo italiano de Francesco.

 OTRAS FORMAS: Paco, Quico, Francis, Pancho, Curro y Fran.

 OBSERVACIONES: Sesenta y cinco Santos llevan éste nombre.

 PARÁMETROS DE LA PERSONALIDAD: Hombre muy trabajador, resistente, tenaz, con sentido del equilibrio y una fuerte individualidad.

Sanamente ambicioso, suele saber aprovechar las oportunidades, no cree en el éxito fácil y es muy consciente, que cualquier logro, pasa por un trabajo eficaz y bien estructurado.

Inicialmente puede parecer introvertido y reservado, pero cuando otorga su amistad, lo hace sin cortapisas.

Sus intereses, pueden oscilar desde los puramente materialistas, hasta los de índole espiritual y de búsqueda interna.

En el amor, es independiente, y le cuesta un poco establecer vínculos definitivos.

TAL DÍA COMO HOY…HACE YA 66 AÑOS… – ARTÍCULO Y GALERÍA FOB.

1 Ago

1

2

Tal día como hoy, se proyectaba esta gran película en el Cine Avenida de Cehegín de la empresa Peñalver, un gran cine de verano que ya desapareció como otras tantas cosas más en nuestro Cehegín.

La empresa Peñalver, continuó también con moderna construcción del Cine Chaver, una unión de dos personas en este empeño: “Chacón y Peñalver”.

Este tipo de afiches que hoy presentamos, viene a ser como un buen meneo para despertarnos de el letargo en que estamos sumidos, antes de que sea demasiado tarde, puediendo así, revivir instantes inolvidables que no tienen precio.

Francisco Ortega Bustamante.

HACE MÁS DE MEDIO SIGLO – EL DÍA DEL CORPUS EN 1941. -(Fotos de Francisco Ortega Bustamante)

20 Jun




RED - 4

LA BELLEZA NO TIENE NOMBRE AL SER CAPTURADA EN SU JUSTO MOMENTO – GALERÍA FOB.

5 Jun

IMG_8024-IMG_8025-IMG_8026-IMG_8027-IMG_8028-IMG_8029-IMG_8030-IMG_8031-

CEHEGÍN, LO MIRES COMO LO MIRES – GALERÍA FOB.

4 Jun

IMG_7838-IMG_7837-

¡ESTOY CANSADO!

6 Abr

 

Copia de DSCN7563-Copia de DSCN7564-

Estoy cansado de caminar. Cansado de querer luchar por conseguir ese esfuerzo necesario para respirar. Respirar para poder estirar el tiempo. Tiempo tan necesario. Tan vital.

Estoy cansado. No quiero abandonar la lucha por la vida. La batalla entre guerreros de sombras. Entre fantasmas gigantes que me impiden avanzar hacia un horizonte sin brújula.

Estoy demasiado cansado de vivir sin vida. De respirar sin aire. De nadar en pleno desierto luchando entre la soledad y el sofocante calor de mi sangre, hirviendo en los ríos de mi cuerpo. En mis venas.

Estoy cansado. Mi lucha es verdadera pero sin ganar la carrera. Me siento abatido por mi vida. Necesito una máquina nueva que me impulse más y mejor, hasta llegar a conseguir alguna meta de sueño para siempre. Pero… ¿qué es siempre?…Me llamo principio y final. Carne y cenizas. Energía y soplo.

Estoy cansado de esquivar tormentas. De subir empinadas pendientes cada día, cada noche. De comer el pan redondo o alargado. De beber sin sed. De tragarme a la fuerza lo que no quiero comer. De escuchar el zumbido permanente en mis oídos.

Cansado, muy cansado de lo establecido. De lo impuesto. De lo ignorado. De los fantasmas con traje negro y pálidos de cara, como zombies de pacotilla. De escaleras torcidas que te vuelcan para que no puedas elevarte. De quien le pone techo al cielo para que no lo alcance.

Estoy cansado de miradas de reojo. De esquinas que ocultan hombres que se creen hombres. De escuchar los golpes sobre el tambor de mi cerebro. Esos martillazos de yunque forjando guerreros de hierro. Fríos pero fuertes y robustos. Sólo tienen cuerpo. No les hicieron cabeza porque no la necesitan.

Estoy cansado de caminar por terrenos pantanosos, como trampas que me ponen a cada paso descalzo. Pretenden que pise en falso. Que me hunda en el fango. Que desaparezca de la vista de los que a hombres no han llegado. Que mis ojos no puedan ver por lo que ellos cegaron.

Cansado de ser, quien ellos quieren que sea. Creen que no tengo fuerzas, pero donde hay siempre queda. Cansado de la estupidez estúpida. De la mirada irónica. Del concepto anticipado y absurdo sin saber quien soy y lo que doy. Del aíre contaminado cuando pasan por mi lado.

Sí, estar cansado no es rendirse, pero si asqueado de que te pisen. De que pretendan que comulgues con hostias de pan de piedra. Con ruedas de molino. Con cuentos de dioses falsos. Con consejos de traición. Con palabras de cobarde. Con sonrisas de tirachinas de gomas falsas. Estiradas cuando pasas. Encogidas a mi espalda.

Cansado de corazones generosos cerrados con cremallera. De promesas de despacho. De compromisos de hombres falsos. De palabras incumplidas. De ofertas de paraísos. De pájaros de cartón. De caricias como zarzas. De besos de babas pegajosas que siempre están buscando algo. De apretones de manos que ya perdieron su encanto.

Estoy cansado de todo el que cree que anda, pero siempre está parado. Del pensamiento creativo de ilusiones sin saldo. Del regalo de colores de arcos iris tan falsos. Daltónicos por conveniencia. El engaño no es regalo.

Bastante cansado del amigo, que siempre me ha utilizado. El sabe que lo se. Yo sé que le ha llegado. Cansado de ese brazo sobre mi hombro, que no siento lo deseado. Que la amistad en negativo, hace del brazo un legado. Falso. Pesado. Vacío. Acabado.

Cansado de mí retrato. Ese que ellos pintaron. Lo hicieron sin mi permiso. Sin dejarme posar para lograrlo. Pues esos pintores falsos, se inspiran en las musas de su fracaso. Ya no quiero ese retrato. Dadle la vuelta. Borrarlo.

Estoy cansado, si, muy cansado. Necesito descansar. Pero quiero dejar muy claro, que tendríais que superar mis virtudes, para poderme tumbar. El cansancio no me rinde. Me da más fuerzas para luchar. Me hace más poderoso, ante una sociedad banal.

El amor es mi espada de lucha. El cariño un arsenal. Mi sonrisa un pasaporte, y mis ojos…un cañón descomunal.

Francisco Ortega Bustamante.